Pareja a contraluz al amanecer en Valencia

La terapia de pareja es un tipo de terapia bastante particular en la que la labor del psicólogo se centra en el vínculo que comparten dos personas. El momento perfecto para comenzar una terapia de pareja es cuando una relación comienza a mostrar síntomas de deterioro, aunque muchas parejas suelen retrasarlo hasta que o bien uno o bien los dos miembros sienten que no hay salida o los problemas se encuentran muy enquistados en la base de la relación.

Llegados a este punto, las parejas se dan cuenta de que existen dos soluciones posibles, o romper la relación o tratar de solucionar los problemas acudiendo en muchos casos a terapia de pareja. El principal problema de estos casos radica en que en muchas ocasiones, las diferencias han llegado a un punto en el que una o ambas partes están demasiado cansados como para invertir tiempo y esfuerzo en solucionarlos. Por ello, siempre es conveniente atajar los problemas de forma precoz.

Las relaciones de pareja nos abren la puerta a un complejo entramado de emociones, vivencias, expectativas, ilusiones y proyectos que dos personas experimentan y comparten diariamente.

La pareja es uno de los vínculos más importantes que podemos llegar a establecer, ya que supone la apertura de nuestro ser a alguien en quien esperamos poder depositar nuestra confianza, nuestro cariño y nuestra vulnerabilidad.

No obstante, el propio surgir de la pareja tiene su origen en la unión de dos personas que son diferentes entre sí (en algunos casos, ¡muy diferentes!) y esas diferencias con frecuencia llevan a la aparición de conflictos en la relación.

La mayoría de los problemas que pueden aparecer se resuelven fácilmente entre ambos miembros de la pareja. Suelen ser roces fruto de la convivencia o que se desencadenan con motivo de un estado emocional afectado por otras razones (laborales, familiares, relaciones sociales, etc.).

Dado que la pareja se convierte en uno de nuestros apoyos esenciales, también en muchas ocasiones es el “contenedor” sobre el que vertemos nuestras preocupaciones y sufrimientos.

Con frecuencia nos encontramos casos de parejas cuya problemática esencial tiene que ver con el tipo de comunicación que tienen establecida (por ejemplo: poco respetuosa, con acuciante búsqueda de poder por parte de alguno o ambos miembros de la pareja, evitativa, etc.), el tipo de interacción relacional (escaso contacto físico, bajo deseo de compartir algo con el otro, etc.) o conflictos graves debido a sus diferentes caracteres (dificultades para llegar a acuerdos, choques por decisiones de uno u otro, etc.)

Cuando este tipo de dificultades no se solventa, llegamos a casos de problemas de pareja más graves, como aquellos en los que se pierde el sentimiento romántico y/o el deseo sexual hacia la otra persona e, incluso, la aparición de terceras personas en un momento crítico de la relación puede llevar a que nos encontremos para trabajar una infidelidad.

En cualquiera de los casos comentados, la terapia psicológica sirve de apoyo al proceso que vive la pareja en el momento en que aparecen en la consulta o solicitan al psicólogo en su domicilio.

La característica esencial de la terapia de pareja radica en que el psicólogo debe atender a las necesidades de la pareja como conjunto, mientras trata de solventar las demandas y los conflictos que aporta cada miembro de la pareja. En ocasiones, uno de los miembros de la pareja puede tratar de conseguir un apoyo en la figura del terapeuta, intentando que le dé la razón. Como psicólogos, la misma base de este tipo de terapia nos impide ser partícipes de esos intentos, ya que para conseguir el bienestar de la pareja, debemos mantenernos imparciales y tener en cuenta las necesidades de los dos miembros.

Terapia de pareja en Dopsi

El psicólogo encargado de la terapia de pareja en Valencia tiene por objetivo el mismo que establece la pareja y que se debe cotejar con ambos periódicamente a lo largo del trabajo terapéutico. Es decir, si una pareja con una infidelidad tiene por voluntad superar lo ocurrido y continuar con su relación, la terapia psicológica servirá de apoyo en los momentos críticos que aparezcan y, sobre todo, en la reconstrucción de la confianza, el apoyo mutuo, el respeto y el compromiso de cuidar del otro y dejarse cuidar por el otro.

No obstante, si una pareja expresa su deseo de comenzar el proceso terapéutico con el objetivo de finalizar su relación de forma pacífica, el psicólogo  tratará de convertirse en el acompañante idóneo de este proceso mientras proporciona las herramientas más adecuadas para que esta resolución de la relación se dé de forma óptima para ambos miembros de la misma.

En Dopsi hemos observado que los pacientes que acuden a nosotros solicitando el servicio de terapia de pareja, son personas que tienen sobrado potencial para superar la situación difícil, y lo que necesitan de nosotros es que cumplamos con la función de guía/orientador que va adscrita al rol de psicólogo para ayudarles a reenfocar la situación y aprender formas diferentes de manejarla.

Como psicólogos en Valencia, consideramos que el bienestar emocional, físico, sexual y mental se puede alcanzar en nuestra relación de pareja y que, una vez conseguido, repercutirá en la mejoría de nuestra salud (en el sentido global de la palabra).

Estamos a tu disposición para abordar contigo y tu pareja cualquier conflicto que deseéis que sea resuelto. Para tu comodidad, te ofrecemos la posibilidad de trabajar con tu psicólogo a domicilio en Valencia y alrededores o si, por otro lado, prefieres acudir a nuestro gabinete.

¡Si quieres saber más sobre la terapia de pareja, te animamos a visitar nuestro blog!

¿Tienes un problema con tu pareja? ¡Te ayudamos!

Contacto